librosdetoledo.org
La web de los libros de Toledo
 
 
ENTREVISTA A DIEGO PEREA (Diciembre 2008)
 
 
ENTREVISTA
DIEGO PEREA, COAUTOR DE "VEGETACIÓN Y FLORA DE LOS MONTES DE TOLEDO".
LA NATURALEZA POR AFICCIÓN Y POR DEVOCIÓN
Podríamos decir que Diego Perea (Orgaz, 1965) no entiende la vida sin el contacto prácticamente diario con la naturaleza. Este profesor de instituto, licenciado en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid, ha pasado buena parte de su vida recorriendo sus cercanos y amados Montes de Toledo, que conoce a la perfección. También ha recorrido buena parte de la naturaleza española y otras joyas naturales de nuestro planeta como la amazonia venezolana, los fiordos noruegos o las costas escocesas por citar sólo algunos ejemplos.
Aficionado a la fotografía y a la divulgación del medio natural colabora habitualmente con publicaciones especializadas de nuestro país, donde sus reportajes siempre son bien valorados. Recientemente ha publicado, con la inestimable ayuda de su sobrino Ramón Perea, Ingeniero de Montes por la Universidad Politécnica de Madrid, el libro "Vegetación y flora de los Montes de Toledo", su particular tributo a este espacio natural que tantas veces han recorrido.
 
 
Pregunta: Licenciado en Derecho y profesor de Formación y Orientación Laboral, ¿De dónde viene esta dedicación a la naturaleza?
Respuesta: Desde la infancia he tenido un contacto muy directo con la naturaleza, al vivir siempre en estrecha relación con el mundo rural. Al principio, la curiosidad infantil te acerca al mundo animal a través de la caza, pero muy pronto descubres que la observación y el estudio son mucho más gratificantes y, sobre todo, respetuosos con el medio. Es, sin duda, ese compromiso ético con el medio ambiente el que te lleva a compromisos activos de su defensa, entendida ésta en su sentido más amplio, comprendiendo tareas de divulgación y concienciación. Mucho más allá de crisis económicas globales lo que existe es una auténtica crisis de identidad y de valores. El respeto y aprecio hacia el medio que nos rodea es un ejemplo de ello.
 
P: Todos estos años de dedicación, ¿Qué han supuesto para ti a nivel personal y profesional?
R: De la Naturaleza siempre recibes mucho más de lo que seas capaz de aportar. En mi caso, que llevo desde los trece años con unos prismáticos al cuello dedicado especialmente a la observación de aves en su hábitat, el campo ha sido mi auténtica escuela, más allá de cualquier universidad al uso. El campo es un excelente lugar de aprendizaje, donde no solo es posible identificar especies o comprender sutiles y complejos mecanismos de funcionamiento de los diversos ecosistemas, sino que además contribuye al desarrollo integral de las personas, promoviendo la adquisición de compromisos y despertando actitudes solidarias. Todo esto condiciona tu estilo de vida y tu escala de valores. Desde el punto de vista profesional siempre he procurado despertar actitudes de compromiso en mis alumnos, y aunque el ejercicio docente tiene aparentemente poca relación con el tema que nos ocupa, la transversalidad, tan deseada en los procesos de aprendizaje, permite el tratamiento habitual de temas conservacionistas y medio ambientales.
 
P: Recientemente has publicado, junto a tu sobrino Ramón, el libro “Vegetación y Flora de los Montes de Toledo”, ¿Qué habéis pretendido con este libro?
R: Siempre echamos de menos una guía sencilla que nos ayudara en la identificación de plantas en los Montes de Toledo. Durante muchos años y después de largas jornadas de campo dedicadas a censos, controles o seguimientos, principalmente de grandes rapaces, volvías a casa con una ramita, cuando no unos hierbajos de imposible identificación. Hace treinta años, cuando yo empecé, la bibliografía simplemente divulgativa era muy escasa y ello te creaba un especial sentimiento de frustración. Al final había que recurrir a obras traducidas, que obviamente no trataban los múltiples endemismos ibéricos, por lo que en muchos casos al final solo conseguíamos una aproximación a la familia y al género, siendo complicada la confirmación de la especie. La constatación de que las cosas habían cambiado poco en la actualidad nos llevo a plantearnos la elaboración del libro, a lo que contribuyó la generosa disposición de Ediciones Covarrubias. Así pues, el libro pretende ser una herramienta útil, sencilla, práctica y actualizada para el naturalista que recorra nuestra comarca, aunque siendo conscientes de que se incluye solamente una muestra, eso si, bastante representativa, de la enorme riqueza botánica de los Montes de Toledo.
 
P: ¿Qué análisis harías de la situación actual de los espacios naturales en nuestro país?
R: En nuestros días contamos con la mayor superficie protegida que jamás hubiéramos podido imaginar, así como de una nutrida legislación que aborda los más diversos campos relacionados con la conservación de las especies y su medio. Pero no debemos dejarnos llevar exclusivamente por las estadísticas, pues la protección de un espacio natural empieza realmente después, con la ejecución de los correspondientes planes de uso y gestión. Y es aquí donde desgraciadamente se echan de menos, en primer lugar medios, y en segundo, las correspondientes iniciativas innovadoras y comprometidas que conlleven el deseado resultado final, que no es otro que el mantenimiento de una serie de procesos naturales con una mínima intervención humana. El reparto de competencias entre 17 Comunidades Autónomas no ayuda en absoluto a la uniformidad de criterios. Por último es necesario armonizar ciertas normativas de la Unión Europea y adaptarlas a la realidad española, como por ejemplo ocurre en la actualidad con el necesario enterramiento de los restos de monterías, y que amenaza a la nutrida población de buitres en los Montes de Toledo.
 
 
 
 
 
 
(c) librosdetoledo.org
 Copyright. Todos los derechos reservados. All rights reserved
Apdo. de Correos nº 7 - 45122 ARGES (Toledo)